¿Cómo hacer que las redes sociales vendan?

cómo hacer que las redes sociales vendan
12
Junio

Vender nunca ha sido fácil. Menos aun lo es en estos tiempos de Social Media, donde equivocadamente algunas personas piensan que generar nuevos leads es una tarea no tan complicada. ¿Recuerdas esa época pre-Internet cuando levantabas el teléfono y hacías unas 3 llamadas para contactar a un nuevo prospecto y lograr una reunión o hacerle una demostración?

Es más, seguramente tú como cliente, estás harto que un banco te llame ocho veces al día (comenzando un sábado a las 8 a.m., si no fue antes…) para ofrecerte cualquier cosa. ¿Sabes lo que pasa con cualquier persona promedio cuando por fin es contactado telefónicamente por un vendedor? NO LE INTERESA lo que le ofrecen. Ni siquiera tienes ganas de hablarle. En efecto, el 90% de ejecutivos jamás responde o efectúa una compra en una llamada de ventas.

Vivimos una época en donde sufrimos para (a)traer a la gente (ya sea clientes o público cautivo) a nuestras tiendas –físicas u online– y quizás sea porque estamos optando por los métodos equivocados para hacerlo. Vivimos una época en donde Internet domina al planeta, así que “vender” debe ser enfocado de manera distinta a como lo solíamos ver. Y vender en las redes sociales es, precisamente, un concepto nuevo, porque las compañías tratan de alcanzar a sus fan y seguidores para generar ingresos. Entonces, ¿Cómo hacer que las redes sociales vendan? Eso es un poco de lo que veremos a continuación.

GENERANDO LEADS EN SOCIAL MEDIA

Absolver dudas, responder comentarios, compartir contenido, todas estas acciones que se dan durante el proceso de compra son importantes para el cliente. Y todas estas se dan en las redes sociales. En efecto, el nombre acuñado para el uso del social media para encontrar y enganchar a los consumidores es “ventas sociales”, que abarca desde el awareness, pasando por la consideración hasta llegar al momento de la compra.

Este proceso implica un uso enfocado de las redes sociales que no solo consiste en “enganchar” a tus prospectos, sino que primero se debes educarlos acerca de cómo tu compañía pueden ayudarlos, y nutrirlos con contenido que sea valioso y relevante para ellos. Pero sobre todo, implica que realices una adecuada y exhaustiva investigación sobre aquellos a quienes te dirigirás para ofrecerles tus productos o servicios.

¿Y cuáles son esos canales donde tienes que investigar? Exactamente: ahí mismo, en las Redes Sociales.

ADOPTANDO UN MODELO DE VENTAS “SOCIAL”

Si no puedes hacer llegar un mensaje a tu audiencia, entonces no podrás venderles nada”. La importancia de esta frase radica en un hecho puro y duro: Tu campaña de marketing digital no va a tener el mismo resultado que la de Oreo o Dove confiando solo en los likes que obtengas como indicador de ventas. Tampoco llevarás más compradores potenciales a tu web porque postees más seguido en un fanpage de Facebook. Esto tiene una explicación simple: los usuarios de redes sociales no confía en las (publicaciones de las) marcas. Por ende, la tuya debe encontrar obligatoriamente formas de encontrarse con las necesidades y expectativas de tus consumidores en los canales que ellos se encuentren.

Sobre todo, teniendo en cuenta que estos se esfuerzan, y mucho, en bloquear e ignorar los mensajes de las marcas; por ejemplo, un 90% de personas no ven las publicidades de los pre-rollls de los videos online. Desde luego, el caso extremo es simplemente dejar de seguir a las marcas en las redes sociales o cancelar suscripciones, por considerar que reciben comunicación irrelevante

ENTONCES, ¿CÓMO HACER QUE LAS REDES SOCIALES VENDAN?

Ya lo habrás podido notar, vender en redes sociales, consiste por encima de todo en saber relacionarte con tu cliente. Es en la construcción de esas relaciones que debes saber escoger la plataforma adecuada en la cual hacer crecer a tu audiencia y así otorgarles contenido de valor para ellos, y finalmente generar tus tan ansiados leads. ¿Cómo? Aquí te explicamos:

  • Primero, elige al red social más relevante para tu negocio.

Es decir, aquella que tus potenciales clientes también usan. Y esto se hace identificando la red social que usa aquel que vaya a consumir lo que le ofreces. ¿Tu producto está dirigido a adolescentes? Facebook e Instagram son tus elecciones seguras. ¿Ofreces un servicio dirigido a empresarios y personas que toman decisiones? Entonces usa LinkedIn y Twitter, ahí los encuentras.

  • Contribuye a las conversaciones que ya existan sobre tu marca.

Los consumidores tienen ciertos patrones de comportamiento muy definidos. Uno de ellos es que ellos suelen elegir al vendedor que le añade valor a su proceso de compra. Y ese es el instante en donde tú debes ingresar a escena. ¿Cómo? Escuchando y respondiendo a lo que la gente dice sobre tu marca. Por ejemplo, puedes usar el buscador de Twitter y leer que es lo que están hablando de ti. Lee las conversaciones y engancha a los usuarios dándoles RT o “me gusta” o respondiendo a las preguntas que se formulan. Es una forma simple de añadir valor, generar prospectos y poner tu nombre en boca de los usuarios.

  • Comparte contenido relevante.

¿Tu compañía tiene un blog? Comparte un post sobre información de un nuevo servicio, por ejemplo. Graba un video de un “unboxing” o de una primera demostración de un nuevo producto y publícalo preguntando al público qué les ha parecido la experiencia, y fomenta la conversación. No hay límites en el contenido que puedes generar, siempre y cuando sea entretenido, “shareable”, y pensado en tu audiencia. El material de auto promoción queda completamente descartado.

Recuérdalo: los prospectos, tus clientes y la competencia, todos ellos usan las redes sociales. La mejor forma de ganar esos leads, mantener a tus clientes y sacarle ventaja a tus competidores, es tomando un rol activo siendo parte de la conversación y así amplificar tu voz. Atrévete a ser social.

La importancia de las redes sociales para mi empresa

importancia de las redes sociales para tu negocio
02
Junio

Todo el mundo lo utiliza, pero ¿cuál es la importancia de las redes sociales?

Desde hace una década, las redes sociales (o Social Media, como se les llama en inglés) vienen dominando al mundo. Aun así, muchas personas se siguen sintiendo confundidas sobre aquello que deben y no deben hacer en sus plataformas de redes sociales para sus negocios.

De una lado, algunos canales como Facebook, Twitter, o Google+ son útiles para expandir tu negocio, mientras que del otro lado, si no les das el uso correcto pueden mostrarle una mala imagen de tu marca o servicio a tus usuarios o consumidores, lo cual puede significar (muchas veces de manera dramática) una merma en la reputación de tu negocio.

Por todo esto, es muy necesario entender cual red social es la que encaja a la perfección con tu negocio de acuerdo a tus necesidades. Recuerda: Uno de los principales beneficios del social media para tu marca es que significa una forma de conectarte con tu público objetivo sin la necesidad de acudir a ellos en persona. Establecer estas conexiones hace que las ventas lleguen con mayor facilidad.

Pero antes de entender la importancia de las redes sociales…

Si bien es cierto, no demanda una gran inversión “estar” en redes sociales, esto no significa que tu negocio DEBA estar en todas las redes que hay ahí afuera. Es importante que aprendas a conocer y elegir el comportamiento de cada una y las ventajas que cada plataforma puede aportarle a tu negocio, y así alcanzar nuevas audiencias para tu producto o servicio. Ahora sí, prosigamos.

Como lo dijimos al inicio, todo el mundo usa redes sociales. Puede parecer una afirmación exagerada, pero si nos ceñimos a los resultados arrojados por los estudios hechos en el 2016 por Pew Research Center, el 86% de norteamericanos son usuarios de Internet, de los cuales el 79% de adultos usan las llamadas webs “sociales”. No obstante, para algunos responsables directos dentro de un negocio y organización al referírseles sobre el uso de redes sociales aun muestran cierta reticencia, pues la consideran una pérdida de tiempo.

Quienes no, ciertamente admiten que es quizás uno de los mejores canales de marketing para su negocio, sino el mejor. Afortunadamente, somos muchos los que podemos estar de acuerdo con esta última afirmación; en efecto, usadas apropiadamente, el social media puede convertirse en tu mejor aliado.

¿Qué queremos decir con “Usadas apropiadamente”

Es importante hacer esta aclaración. Cualquiera de nosotros, empresarios, gerentes, pequeños comerciantes, o profesionales en general, seguramente tenemos y usamos una o más redes sociales. Facebook es una fija, tal vez nos guste mucho subir fotos a Instagram, y claro, también tenemos nuestro perfil en LinkedIn, por ejemplo. Esas para mencionar algunas. Pero estas son de uso personal, que no necesariamente tienen que ver con nuestro día a día laboral.

Otra cosa muy distinta es usar Social Media para tu negocio, pues merece una atención y consideración adecuada para tus objetivos, que tiene que estar permanentemente alerta y siguiendo una línea que sea la que represente tu negocio.

Las redes sociales para los negocios han crecido enormemente en alcance, desarrollo y perspectivas en comparación a 5 años atrás. Su importancia ya no puede ser discutida, y su poder como un activo vital dentro de un plan de marketing efectivo debe ser siempre tomado en cuenta, es ya una prioridad.

¿Aún no te convences? Quizás estos datos lo hagan

  • Nada menos que 90% de marketeros han afirmado que las redes sociales fueron muy importantes para su negocio.
  • Utilizando un promedio de 6 horas a la semana, más del 64% de marketeros ven los beneficios generados por los leads con social medial.
  • 75% de marketeros reportan resultados positivos en términos de incremento de tráfico como uno de los mayores beneficios de usar redes sociales.
  • Un importante 89% de negocios que tienen una plataforma dedicada a redes sociales como parte de su estrategia de marketing reportan un incremento en su exposición de mercado.
  • Más de la mitad de marketeros que han realizado marketing en redes sociales por más de 3 años reportan un incremento en sus ventas durante ese periodo.

La importancia de las redes sociales ¿por qué?

Presta atención:

  • Porque es donde tus clientes pasan el tiempo.

o solo los clientes que ya ganaste sino también tus potenciales clientes. En Estados Unidos, el usuario promedio pasa más de 3 horas diarias en sus redes sociales. Para tu público objetivo (tus clientes y quienes todavía no lo son), es el lugar donde se encuentran con sus familiares y amigos, leen cosas que les interesan, y siguen a otras personas (artistas, deportistas, políticos, etc.). El uso del social media les permite conocer más cosas y estar actualizados sobre todo lo que pasa a su alrededor, a nivel social y personal, esto es muy importante. Tu negocio debe ir al lugar donde está la gente. Y el éxito del marketing social está en analizar estos prospectos, tomarlos y elaborar un mensaje de tal manera que se mezcle con el contenido usual que estas personas consumen día a día. Esa es tu llave del éxito: Saber qué es lo que les interesa a estas personas.

  • Porque te da la oportunidad de conocer a tus clientes y recibir su retroalimentación.

Las redes sociales te dan la oportunidad de saber qué piensa el cliente sobre de tu marca o qué les gusta a un nivel personal. Son ese puente que une a la empresa con el cliente, conectándolos directamente. Hacen que exista ese “toque personal” cuando el cliente se pone en contacto con la marca, y ayuda a construir su fidelidad hacia ella. Sumado a esto, tus redes sociales te ayudarán a recibir sufeedback sobre tus productos o servicios, pudiendo responderles inmediatamente y solucionar sus problemas en el menor tiempo posible. Todos los estudios muestran que los clientes aprecian a aquellas compañías que le dan solución a sus preguntas e inquietudes de manera inmediata, y que además adoran compartir esa buena experiencia con su comunidad.

Eso para comenzar. La inmersión de tu compañía en redes sociales puede ser complicada si eres un no iniciado, toda vez que como mencionamos, no es una plataforma que debe manejarse de una manera personal. Es un trabajo muy duro y constante transformar este canal en una herramienta básica para tu negocio. Esperamos haberte animado a seguir este fascinante camino con esta introducción.

Esperamos que hayas entendido la importancia de las redes sociales para tu negocio. Sigue nuestro blog para emprender el cómo implementar una estrategia.

 

Smarketing: ventas + marketing

smarketing
25
Mayo

¿Qué resuelve el concepto de Smarketing?

Para todo aquel que se dedica al marketing, las disputas entre los equipos de Ventas y de Marketing no deben ser extrañas. Lamentablemente, estas disputas pueden evitar que tu negocio crezca sólidamente.

En efecto, en recientes encuestas, más de la mitad de los marketeros entrevistados manifestaba no estar satisfecho con la comunicación entre equipos, mientras que más de la mitad de profesionales de ventas no estaban conformes con el apoyo de su equipo de marketing.

¿Por qué es importante que Marketing y Ventas trabajen juntos?

Porque esto representará para tu empresa una disminución de costos al mismo tiempo que se disparan las métricas, teniendo así ciclos de vida más concisos, que es lo que buscas para tu negocio.

Alcanzando objetivos comunes

La colaboración entre ambas áreas debe ser la primera meta para lograr sus objetivos comunes. Y eso suele ser un problema cuando ninguna de las dos se da cuenta que no están alineados. Así que el objetivo de esta publicación es que tus dos equipos se conviertan en uno solo, y muy potente, para lo cual te presentaremos estos consejos que puedes poner en práctica. Vamos.

1. Tip Smarketing n° 1: Colaboración en contenidos.

Un factor importante en una excelente estrategia de habilitación de ventas es crear contenido que Ventas pueden utilizar en sus propuestas y en todo su proceso de venta. Tanto Ventas como Marketing necesitan trabajar juntas para comprender a su público y crear contenido dirigido que le hable directamente a los clientes y sea ejecutado en el momento adecuado en el ciclo de compra.

Esto que parece y suena ideal solo será posible de la mejor manera creando contenidos en los que ambas áreas trabajen de la mano. Mientras Marketing puede brindar información relevante para sus contenidos y así enganchar al público objetivo, Ventas por su parte puede otorgar información de contenidos que sea personal y personalizado para sus clientes potenciales. Este tipo de unión creará un contenido perfectamente equilibrado que llevará leads directamente hacia el funnel. Y eso es lo buscamos, ¿cierto?

2. Tip Smarketing n° 2: Informar sobre los emails outbound.

Si el mundo fuera perfecto, todas las ventas serían inbound. Pero la realidad nos dice otra cosa: en cierto punto, las ventas necesitan estar a cargo de la compra y contacto de sus propios clientes potenciales. Con el fin de realizar esta acción con la mayor efectividad posible, Ventas y Marketing deben trabajar palmo a palmo para tener pleno conocimiento de qué materiales de marketing están disponibles, pues así generan una voz e imagen de marca unificada.

La función de Marketing será la de crear el posicionamiento, la voz y el feel general del contenido del outbound email, mientras que Ventas tendrá que tomar ese contenido y personalizarlo hacia el lead. Esta función es primordial para el outbound, pero no debería llegar a costa de la imagen de marca.

3. Tip Smarketing n°3: Desarrolla Buyer Personas.

Ventas son las líneas de avance de cada empresa. Ellos saben quiénes compran y por qué. Marketing entiende el desenvolvimiento del mercado y a quiénes deben apuntar. Las mejores buyer pesonas nacen de una mezcla de investigación de marketing y conocimientos de su base de clientes real.

El equipo de Ventas puede proporcionar importantes insights y generalizaciones sobre los clientes potenciales con los que más están interactuando, mientras que la investigación de Marketing puede otorgarnos conocimientos más amplios como patrones y puntos comunes.

Ventas y Marketing deben dirigir sus esfuerzos en las mismas perspectivas y estar completamente alineados en las decisiones y precios. Juntos, necesitan crear buyer personas compradoras comprensivas con el fin de orientar mejor a su cliente ideal, aumentar la adquisición y crear anuncios específicos y lanzamientos que sean totalmente simbióticos.

4. Tip Smarketing N° 3: Integrar un acuerdo de nivel de servicio (ANS)

Este es un contrato escrito, en el que cada equipo se compromete a obtener mejores resultados para un beneficio mutuo. Trabajando conjuntamente definen el perfil de su cliente ideal, cómo captar leads, y también las metas que desean lograr a mediano y largo plazo. Honrando este compromiso, se pueden obtener resultados bastante positivos. De hecho, el Estado del

Inbound 2016 de HubSpot reveló que 87% de las organizaciones con un ANS aseguran tener una estrategia eficaz de marketing.

Recuerda: Cuando Ventas y Marketing no trabajan de la mano, tu estrategia sufre. Ambos son vitales para el crecimiento de tu negocio, obtener mayor awareness e incrementar tus ingresos. La mejor forma de alentar la colaboración y la camaradería es tener reuniones de manera regular, crear procesos estandarizados y llegar a acuerdos en objetivos que los beneficien mutuamente. Quizás sea un trabajo difícil, pero es uno que debe hacerse; al final, verás los frutos de este mismo esfuerzo.

Vender por redes sociales, aprende el ¿cómo?

vender por redes sociales
15
Mayo

Vender por redes sociales. Muchos se preguntan…Sin embargo, vender nunca ha sido fácil. Menos aun en estos tiempos de Social Media, donde equivocadamente algunas personas piensan que generar nuevos prospectos es una tarea no tan complicada. ¿Recuerdas esa época pre-Internet cuando levantabas el teléfono y hacías unas 3 llamadas para contactar a un nuevo prospecto y lograr una reunión o hacerle una demostración?

Es más, seguramente tú como cliente, estás harto que un banco te llame ocho veces al día (comenzando un sábado a las 8 a.m., si no fue antes…) para ofrecerte cualquier cosa. ¿Sabes lo que pasa con cualquier persona promedio cuando por fin es contactado telefónicamente por un vendedor? NO LE INTERESA lo que le ofrecen. Ni siquiera tienes ganas de hablarle. En efecto, el 90% de ejecutivos jamás responde o efectúa una compra en una llamada de ventas.

Vivimos una época en donde sufrimos para (a)traer a la gente (ya sea clientes o público cautivo) a nuestras tiendas –físicas u online– y quizás sea porque estamos optando por los métodos equivocados para hacerlo. Vivimos una época en donde Internet domina al planeta, así que “vender” debe ser enfocado de manera distinta a como lo solíamos ver. Y vender en las redes sociales es, precisamente, un concepto nuevo, porque las compañías tratan de alcanzar a sus fan y seguidores para generar ingresos. Y eso es un poco de lo que veremos a continuación.

Generando prospectos en las redes sociales

Absolver dudas, responder comentarios, compartir contenido, entre otras. Estas son acciones que se dan durante el proceso de compra. Y todas estas se dan en las redes sociales. En efecto, el nombre acuñado para el uso del “social media” para encontrar y enganchar a los consumidores es “ventas sociales”, que abarca desde el “Descubrimiento” o awareness, pasando por la consideración hasta llegar al momento de la compra.

Este proceso implica un uso enfocado de las redes sociales que no solo consiste en “enganchar” a tus prospectos, sino que primero se debes educarlos acerca de cómo tu compañía pueden ayudarlos, y nutrirlos con contenido que sea valioso y relevante para ellos. Pero sobre todo, implica que realices una adecuada y exhaustiva investigación sobre aquellos a quienes te dirigirás para ofrecerles tus productos o servicios.

¿Y cuáles son esos canales donde tienes que investigar? Exactamente: ahí mismo, en las Redes Sociales.

Adoptando un modelo de vender por redes sociales

“Si no puedes hacer llegar un mensaje a tu audiencia, entonces no podrás venderles nada”. La importancia de esta frase radica en un hecho puro y duro: Tu campaña de marketing digital no va a tener el mismo resultado que la de Oreo o Dove confiando solo en los likes que obtengas como indicador de ventas. Tampoco llevarás más compradores potenciales a tu web porque publiques más seguido en un fanpage de Facebook.

Esto tiene una explicación simple: los usuarios de redes sociales no confía en las (publicaciones de las) marcas. Por ende, la tuya debe encontrar obligatoriamente formas de encontrarse con las necesidades y expectativas de tus consumidores en los canales que ellos se encuentren.

Sobre todo, teniendo en cuenta que estos se esfuerzan, y mucho, en bloquear e ignorar los mensajes de las marcas; por ejemplo, un 90% de personas no ven las publicidades de los pre-rollls de los videos online. Desde luego, el caso extremo es simplemente dejar de seguir a las marcas en las redes sociales o cancelar suscripciones, por considerar que reciben comunicación irrelevante

Entonces, ¿qué podemos hacer para vender en nuestras redes sociales?

Ya lo habrás podido notar, vender en redes sociales, consiste por encima de todo en saber relacionarte con tu cliente. Es en la construcción de esas relaciones que debes saber escoger la plataforma adecuada en la cual hacer crecer a tu audiencia y así otorgarles contenido de valor para ellos, y finalmente generar tus tan ansiados prospectos. ¿Cómo?

Aquí te explicamos:

Primero, elige al red social más relevante para tu negocio.

Es decir, aquella que tus potenciales clientes también usan.

Y esto se hace identificando la red social que usa aquel que vaya a consumir lo que le ofreces. ¿Tu producto está dirigido a adolescentes? Facebook e Instagram son tus elecciones seguras. ¿Ofreces un servicio dirigido a empresarios y personas que toman decisiones? Entonces usa LinkedIn y Twitter, ahí los encuentras.

Contribuye a las conversaciones que ya existan sobre tu marca.

Los consumidores tienen ciertos patrones de comportamiento muy definidos. Uno de ellos es que ellos suelen elegir al vendedor que le añade valor a su proceso de compra. Y ese es el instante en donde tú debes ingresar a escena. ¿Cómo? Escuchando y respondiendo a lo que la gente dice sobre tu marca.

Por ejemplo, puedes usar el buscador de Twitter y leer que es lo que están hablando de ti. Lee las conversaciones y engancha a los usuarios dándoles RT o “me gusta” o respondiendo a las preguntas que se formulan. Es una forma simple de añadir valor, generar prospectos y poner tu nombre en boca de los usuarios.

Comparte contenido relevante.

¿Tu compañía tiene un blog? Comparte un post sobre información de un nuevo servicio, por ejemplo. Graba un video de un “unboxing” o de una primera demostración de un nuevo producto y publícalo preguntando al público qué les ha parecido la experiencia, y fomenta la conversación. No hay límites en el contenido que puedes generar, siempre y cuando sea entretenido, “shareable”, y pensado en tu audiencia.

El material de auto promoción queda completamente descartado.

Recuérdalo: los prospectos, tus clientes y la competencia, todos ellos usan las redes sociales. La mejor forma de ganar esos leads, mantener a tus clientes y sacarle ventaja a tus competidores, es tomando un rol activo siendo parte de la conversación y así amplificar tu voz. Atrévete a ser social.

¿Qué es lean Marketing y por qué debes implementarlo ahora?

06
Abril

Antes de entender qué es Lean Marketing, imagínate lo siguiente:

Llega el día que empiezas a ejecutar tu estrategia de marketing…

Estás configurando algunos anuncios de Google Adwords. De repente recibes un correo de uno de los directores en donde te pide promocionar el último evento de la compañía en redes sociales. Unas horas después, el gerente de ventas te pide enviar una campaña de correo electrónico masivo con información sobre una promoción.

Cuando empiezas a ejecutar ambos requerimientos, te das cuenta que tu competencia tiene un mejor posicionamiento en buscadores en ciertas palabras claves relevantes para tu industria.

El día sigue así y finalmente sientes que lo que quieres lanzar realmente en el día, nunca se cumple.

¿Te suena familiar? ¿Te ha pasado?

Muchos de los procesos de marketing están atrapados en un “marketing reactivo”, o peor aún ejecutándose bajo una metodología que hace que los lanzamientos sean lentos, con muchos reprocesos y poco efectivos.

Entonces, ¿qué es Lean Marketing?

 

El concepto Lean Marketing es una adaptación del concepto, o mejor dicho del movimiento: Lean Startup.

Lean Startup, es una metodología iniciada por el empresario y autor Eric Ries en lo que se refiere al desarrollo de productos en las startups.

Esta comprende procesos iterativos cortos de desarrollo de productos y  utiliza un proceso parecido a la experimentación científica:

a) Plantear una idea.

b) Lanzar lo más rápido esta idea al mercado.

c) Obtener información del impacto de este lanzamiento en el mercado.

d) Analizar los datos y plantear mejoras.

Repetir el proceso.

Les compartimos algunos de los principios básicos para entender cómo aplicar la metodología de Lean Marketing, que reinventa la forma ‘’tradicional’’ de poner en marcha tus tácticas de marketing:

  • La incertidumbre es parte del proceso:

En un mundo disruptivo como el de hoy, la constante para crear nuevas estrategias o tácticas de marketing es la incertidumbre extrema. Esta metodología implica anteponer la analítica sobre la intuición. El management requiere de la experimentación científica que permite probar y analizar resultados en forma constante.

  • Aprendizaje validado:

Aprender cómo crear estrategias sostenibles es el principal objetivo. A partir de hipótesis constatadas, se crea un estrategia o táctica mínima viable, que acorta el tiempo de lanzamiento y permite diseñar distintas versiones de la misma táctica, hasta alcanzar lo que mejor funcione en el mercado.

  • Crear-Medir-Aprender: 

Este circuito básico acelera la obtención del feedback necesario para la correcta toma de decisiones. Conocer y saber cómo responden los consumidores es fundamental para ajustar cambios o decidir perseverar. El correcto proceder: saber interpretar y reaccionar en forma constante.

  • Contabilidad de la innovación:

Hay que saber medir el progreso, establecer hitos y priorizar tareas que permitan alcanzar los objetivos en base a la obtención de metas concretas.

 

Subir